¡Hasta siempre, comandante!

1 02 2013
Antonio Cubillo, fundador de  las Fuerzas Armadas Guanches (FAG) y del Congreso Nacional de Canarias

Antonio Cubillo, fundador de las Fuerzas Armadas Guanches (FAG) y del Congreso Nacional de Canarias

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Canarias, 17 de Diciembre de 2012. Embargados por la emoción los
canarios y canarias hemos homenajeado al compatriota Don Antonio
Cubillo, apreciado por todo nuestro pueblo, que reconoce y agradece de
esta manera a la persona que dedicó su vida entera a la causa
libertaria del pueblo canario, fallecido el 10 de Diciembre de este
2012, a consecuencia de las secuelas originadas por el homicida
atentado, ejecutado el 5 de Abril de 1978 en Argel, juzgado por la
propia Audiencia Nacional española como acto de terrorismo de Estado.

La aseveración de que don Antonio Cubillo, además de víctima, había
también desarrollado actividades de índole terrorista, según recoge la
Audiencia Nacional en su sentencia, es una apreciación sin
consistencia y atentatoria del principio de presunción de inocencia,
pues nunca ha existido condena judicial contra la organización MPAIAC
por actividades terroristas o atentatorias contra la vida de las
personas.

La sentencia de la Sala de lo Penal de 14 de julio de 1990, fija como
secuelas padecidas por Don Antonio Cubillo, las consecutivas a una
hemisección medular que afectan su persona en los planos sensitivos y
motor de las extremidades inferiores, su función respiratoria ha
quedado afectada, también la intestinal, vesical, metabólica, ósea,
trastornos en la faceta psicológica y cicatrices. Añade la sentencia
que en el postoperatorio necesitó tratamiento hospitalario hasta 1981,
fundamentalmente de carácter rehabilitador. Y que la profesión del Sr.
Cubillo es la de abogado en ejercicio y para determinadas actividades
como la higiene personal o desplazamientos, además del empleo de
muletas, precisa de la colaboración de otra persona.
A tal efecto establece en su fundamentación jurídica que “llegado el
trance de fijar el importe indemnizatorio, el tribunal tiene presente,
además del alcance de las muy graves lesiones ocasionadas al Sr.
Cubillo, la incapacidad resultante, el padecimiento experimentado y el
deterioro vital padecido, sin olvido de esa colaboración necesaria de
otra persona que debe ayudarle en determinadas actividades humanas”.
En concreto, concluye la sentencia, el número indemnizatorio es fija
en veinticinco millones de pesetas.


Igualmente consta en el expediente administrativo que la Dirección
General de Servicios Sociales de la Consejería de Empleo y Asuntos
Sociales del Gobierno de Canarias resuelve reconocer la condición de
minusválido del Sr. Cubillo, el 26 de enero de 1999, con un grado de
minusvalía del setenta y ocho (78) por ciento.

Así pues, según es desprende con claridad de la referida sentencia de
lo Penal de la Audiencia Nacional española, conforme a la declaración
de hechos probados parcialmente transcrita y su expreso y contundente
pronunciamiento de considerar acreditada “la intervención, junto a
Espinosa, de otro u otros “hombres de atrás” pertenecientes al aparato
policial español de aquella época y que fueron quienes también
“inmediatamente” tomaron la decisión delictiva en la persona de
Antonio Cubillo”, la Sala considera que tales hechos probados sí
tienen adecuado encaje en los supuestos indemnizables previstos en la
Ley 32/99, de 8 de octubre, y en su Reglamento de ejecución (Real
Decreto 1912/1999).

Sin embargo, como deja establecido la sentencia, la misma se falló en
falso, valga la redundancia, al no esclarecer quiénes son los que,
junto con el denominado Espinosa, estaban implicados en los hechos, al
afirmar: “de otro u otros hombres pertenecientes al aparato policial
español de aquella época y que fueron quienes también inmediatamente
tomaron la decisión delictiva en la persona de Antonio Cubillo”.

En estas condiciones desempeñó Don Antonio Cubillo sus obligaciones
familiares y profesionales, así como sus compromisos sociales, desde
aquel criminal atentado contra su persona hasta el citado 10 de
Diciembre y cuyo último acto público documentado rebela su “síndrome”
rebelde, al participar en una concentración con sus compañeros de
profesión, los abogados de oficio, en desacuerdo con las condiciones
paupérrimas a las que el desgobierno de Canarias somete a la justicia
y a sus profesionales.

Dos días antes había publicado su habitual colaboración en “El
Periódico”, como a él le gustaba denominar al diario de mayor difusión
de la historia de Canarias, “El Día”, que siempre ha tenido la
consideración de publicar los artículos y comunicados del prócer
independentista desde su exilio argelino y con el que colaboraba
habitualmente desde el año 2007 ¿Alguno de nosotros ha hecho más por
Canarias en unas condiciones tan deplorables pero a la vez tan dignas?

Esta criminal forma de actuar del colonialismo español no es la
excepción sino la norma. El 12 de Diciembre de 1977 murió asesinado
por los tiros de la Guardia Civil el joven estudiante canario Javier
Fernández Quesada, cumpliéndose ahora 35 años, un aniversario
parcialmente eclipsado por el óbito de Don Antonio Cubillo. El vil
asesinato de Javier Fernández Quesada no ha sido todavía juzgado por
ningún tribunal y continúa sin esclarecerse quiénes estaban en primera
fila y quiénes en la retaguardia, lo que demuestra la indecencia con
la que España trata a esta desdichada colonia

En el corto periodo de cuatro meses el Estado español segaba la vida
de Javier Fernández Quesada y dejaba inválido de por vida al Sr.
Cubillo, que 35 años después fallecía, un 10 de Diciembre de 2012,
como consecuencia de las gravísimas secuelas, descritas anteriormente,
que le dejó el vil atentado.

Los organismos internacionales deben intervenir para, conjuntamente
con los representantes del pueblo canario, poner coto al ensañamiento
del Gobierno y el Estado españoles contra nuestro pueblo.

Movimiento por la Unidad del Pueblo Canario (Movimiento UPC)

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: